Tecnicrop Ibérica S.L.

Rajado en el tomate

Volver
Rajado en el tomate

Es frecuente encontrar tomates con distintos tipos de rajado pero, ¿son todos exactamente iguales?, ¿por qué se produce este rajado?

 

¿Por qué se produce el cracking o rajado?

 

En primer lugar, es importante aclarar que no se trata de una enfermedad, sino de una fisiopatía provocada por distintas causas que suelen aparecer durante los últimos estadios fenológicos del cultivo. Cuando se produce, el producto continúa siendo apto para el consumo, sin embargo, pierde gran parte de su valor comercial, con la consecuente pérdida económica.

Entre estas causas podemos encontrar:

  • Riego excesivo: provoca que los tomates se hinchen más de lo normal, lo que termina agrietando su piel.
  • Exceso de nutrientes: provoca una mayor demanda de agua que es absorbida por las raíces, pero al llegar al fruto la piel no puede soportar la presión y se abre.
  • Cambios bruscos de temperatura: durante las horas de calor el fruto se hincha y en las horas más frías disminuye su volumen, estos cambios producidos de forma continua termina provocando el agrietado.
  • Desequilibrios hídricos.

 

¿Qué tipos de rajado podemos encontrar?

 

  • Microcraking: Grietas pequeñas en la piel que no llegan a alcanzar el interior.
  • Rajado concéntrico: rajado en forma de círculos concéntricos alrededor del pedúnculo, en forma de anillos.
  • Rajado transversal, de arriba abajo.

 

Medidas para evitar el rajado de frutos

 

  • Adecuado manejo del riego en función de las condiciones ambientales.
  • Recolectar el fruto con colores de inicio de maduración.
  • En invernadero, intentar que las diferencias de temperaturas entre el día y la noche sean mínimas. En periodos de mucho calor, se recomienda el uso de mallas de sombreo para evitar cambios bruscos de humedad y temperatura.
  • Las plantas deben absorber todo el agua de la noche antes de realizar el primer riego de la mañana, así conseguiremos disminuir la presión hidraúlica en las raíces y con ello, las oscilaciones en la conductividad eléctrica.
  • Mantener unos adecuados niveles de calcio en la planta para favorecer la integridad de la pared celular, para ello, en Tecnicrop disponemos de Nutrilized Ca, una solución líquida de calcio que además incorpora aminoácidos especialmente seleccionados para favorecer su absorción y translocación.
  • Uso de bioestimulantes: son una buena herramienta para ayudar a la planta a combatir el rajado, ya que aportan la energía y vigor necesario para combatir el estrés, mejoran la elasticidad de las membranas celulares y estimulan su desarrollo vegetativo. En Tecnicrop disponemos de una amplia gama de bioestimulantes, adaptados a las distintas necesidades de los cultivos y certificados para su uso en agricultura ecológica.

A través de nuestro servicio de Crop consulting buscaremos la solución que mejor se adapte a tu cultivo, puedes ponerte en contacto con nosotros en cualquier momento a través de nuestro formulario de contacto.

 

Puede que también te interese:

01 Septiembre 2022
Noticias relacionadas